sábado, 13 de febrero de 2016

Reseña de Paula por Isabel Allende: sentimientos

Título: Paula

Autor: Isabel Allende

Publicación: 1994

Editorial: DeBolsillo

ISBN: 978-84-9759-388-5

Número de páginas: 433







Sinopsis del libro

"Paula es el libro más conmovedor, más personal y más íntimo de Isabel Allende. Junto al lecho en que agonizaba su hija Paula. la gran narradora chilena escribió la historia de su familia y de sí misma con el propósito de regalársela a Paula cuando ésta superara el dramático trance. El resultado se convirtió en un autorretrato de insólita emotividad y en una exquisita recreación de la sensibilidad de las mujeres de nuestra época."

Paula: lo que me hizo sentir


1. Angustia
Este libro es, de inicio a fin, un generador de angustia. Desde que comienzas a leer algo te dice que algo malo está por ocurrir. Leyendo la historia en conocimiento de la sinopsis, sabes que Isabel escribe estas páginas en un hospital, al lado de su hija enferma. Conforme ella desarrolla la historia, te va contando sobre su familia, cómo se formó, quiénes son sus abuelos, sus padres, sus hermanos... y hay lapsos en los que narra lo que ocurre en su vida y en la de su hija en esos momentos. Tu corazón da un vuelco de un momento a otro cuando Isabel simplemente te vuelve a su realidad, a esos momentos de desesperanza y angustia en los que su joven hija de tan solo 28 años cayó en un sueño profundo del que no saben si va a despertar.
Isabel logra compartir no solamente la angustia que ella misma siente sino que también la que siente su mamá, la abuela de Paula, quien viaja hasta España, vieja y cansada, para dar apoyo a su hija, haciendo añicos su corazón durante esa dura prueba. 
Por otro lado está Ernesto, el esposo de Paula, quien la ama tan sincera y profundamente, que te hace querer abrazarlo y consolarlo por la terrible situación que su joven esposa está pasando.
Y son más... el hermano de Paula, su padre, sus amistades... todos sufren junto con Isabel los angustiosos momentos que transcurren entre pruebas médicas, resultados y diagnósticos no muy gratificantes.

2. Impotencia
Isabel menciona en el libro que una vez alguien le pronóstico un tiempo de inmovilidad, de parálisis en su propia vida. Ella al narrar su propia historia asocia dicho pronóstico con el auto exilio que vivió después del golpe militar de Augusto Pinochet en Chile, sin embargo yo personalmente creo que la época en que estuvo más detenida e impotente fue durante esas horas de hospital, desgastando pasillos, orando a dioses, espíritus, ángeles y brujas por la salud de su hija, sin poder hacer nada por ella. No puedo imaginar la sensación de tener dinero y amistades para poder trasladarla a una clínica en otro país donde le dieran mejores cuidades y mejor atención y no poder hacerlo porque en su condición era imposible trasladar a Paula.
Lo único que saca a Isabel de su inmovilidad es justamente papel y pluma, que le dio su editora para que escribiera una carta a Paula y gracias a lo cual, hoy contamos con este maravilloso libro tan íntimo pero a la vez tan revelador, con el que Isabel te logra meter en su historia, en su familia, en su propia parálisis...

3. Compasión
Leer este libro despierta tu sensibilidad. Isabel narra dos historias paralelas, una es su propia vida y la otra es su realidad actual al lado de su hija.
En la primer historia te das cuenta de que tuvo una niñez algo atropellada, sin un padre, siendo cuidada por una mujer que parecía odiarla, sufriendo situaciones que como niña no debería haber pasado, viviendo en países extraños y alterando su vida de forma significativa. Luego, al crecer, no encuentra su verdadera vocación, de trabajo en trabajo va ganando experiencia sin saber que tenía un espíritu creativo dentro de su ser deseando salir como una explosión. Luego el tema político, su tío Salvador Allende, toda una figura en Chile, amados por unos, odiados por otros y ella... una Allende que nada tenía que ver con la vida política, viéndose luego implicada en exilios, ayudas, dando refugio a quienes eran buscados en la época del golpe militar, viendo como sufrían sus compatriotas, viendo como desaparecían del mapa unos, eran fusilados otros y como el terror se apoderaba de su país, del país de su familia y de sus hijos... teniendo luego que sacar a su familia de allí para ir a un lugar donde no pertenecían. 
Luego la historia de su hija, cayendo enferma repentinamente, un día le habló y luego ya no más... ya nunca más... viendo cómo caía en un sueño cada vez más profundo, preguntándose si Paula escuchaba su voz, si sentía sus manos, su olor... o tal vez ¿sentía a su esposo? preguntas sin respuesta porque Paula nunca las respondió... histora de dolor, de augurio de muerte, de pérdida... historia de fortaleza porque a pesar de la terrible tristeza, sacó fuerzas del fondo de su alma para seguir en pie por Paula... 
¿Cómo no sentir compasión por una mujer, una madre, una hermana, una hija.... que luchó toda su vida, que dio todo de sí en los momentos más dolorosos de su historia?


4. Valentía
Por lo antes dicho, reconozco en Isabel Allende una tremenda valentía, una fuerza interior envidiable, una mente inspirada por espíritus capaz de crear las historias más maravillosas y capaz de sobrevivir a tormentas e interperies... mujer valiente en época en que las mujeres debían quedarse en casa cuidando a los hijos, ella buscó formar su propio futuro, buscó crearse un camino profesional, se atrevió a desafiar las leyes del matrimonio con tal de buscar descubrir sus pasiones, mujer valiente que ayudó a todos aquellos que pudo cuando su país estaba en manos del terror y que luego escribió en De amor y de sombra historias siniestras de esos días... mujer... 

5. Agradecimiento
Al leer estas páginas me cuestioné muchas veces si he dado las suficientes gracias por todo lo bueno que tengo en mi vida, incluyendo mi salud y la de mis seres queridos. Isabel te abre los ojos y te das cuenta de que la vida es demasiado corta, de que en cualquier momento y cuando menos te lo esperes una desgracia puede ocurrir. Su hija Paula estaba joven, era feliz, saludable, no consumía drogras, tenía buenas relaciones con los demás y se encontraba en la búsqueda de Dios. Nada indicaba que su vida estaba a punto de pasar a un plano paralelo, a una vida inconsciente más allá de la realidad. Isabel logró despedirse de ella, de decirle que la quería pero, ¿será que fue suficiente? Yo agradezco hoy la oportunidad de decirle a mis seres queridos que los amo, agradezco la oportunidad de moverme, comer, hablar, bailar y sonreír, de escribir y compartir, cada día agradezco por mi vida y por el amor de todos aquellos que me rodean e insto a quien lea estas palabras para que den gracias hasta por cada rayo de sol.

Esta es Paula con su mamá:



Sígueme en Facebook: www.facebook.com/ElSentirEnLosLibros

Sígueme en Instagram: https://instagram.com/elsentirenloslibros/

Sígueme en Audible: Perfil de Audible


Espero que les haya gustado, si es así, déjenme sus comentarios: ¿Leyeron Paula? ¿Qué sentimientos les generó a ustedes? ¿Comparten alguno de mis sentimientos? ¿Qué otro libro les generó estos sentimientos?

Si no les gustó, igual pónganlo en sus comentarios para saber cómo puedo mejorar. Díganme de qué libro quieren que escriba.

Nos vemos....

2 comentarios:

  1. Definitivamente debo leerlo. Necesito salir del letargo. Gracias Karol

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con todo gusto Kattia. Este libro es muy conmovedor, te va a gustar!

      Eliminar